Japón protesta a Rusia por sus maniobras en disputadas islas Kuriles

Japón protesta a Rusia por sus maniobras en disputadas islas Kuriles

El Ejecutivo nipón presentó sus quejas por vía diplomática a Moscú la semana pasada, después de que Rusia emitiera una alerta marítima informando sobre los ejercicios con fuego real que llevará a cabo en las próximas semanas y que incluirán varios lanzamientos de prueba de misiles.

Estas maniobras cubrirán parte de las islas Kuriles del Sur, (reclamadas por Japón, que las llama Territorios del Norte), así como parte de las aguas dentro de la zona económica exclusiva nipona, según el Ejecutivo japonés.

"El despliegue de armamento en las islas entra en conflicto con la posición nipona y por tanto no podemos aceptarlo", dijo el portavoz del Gobierno nipón, Hirokazu Matsuno, en rueda de prensa este lunes (7.02.2022).

Japón celebró precisamente este lunes un acto oficial para reclamar la devolución de las islas, y en el que el primer ministro nipón, Fumio Kishida, lamentó que la disputa "permanezca irresoluta" y que esto haya impedido la firma de un tratado de paz entre ambos países desde el final de la II Guerra Mundial.

El primer ministro nipón se comprometió a "avanzar con tenacidad en las negociaciones" en consonancia con los acuerdos alcanzados hasta ahora, en declaraciones recogidas por los medios locales.

El embajador de EE. UU. en Japón, Rahm Emanuel, no demoró en asegurar, en un video publicado en Twitter, que su país "apoya a Japón en el tema de los Territorios del Norte."

Cuatro islas del archipiélago de las Kuriles, integrado por 56 islas e islotes, fueron ocupadas por Rusia durante la II Guerra Mundial y la disputa sobre su soberanía es el principal escollo para las relaciones bilaterales.

En 1956, la Unión Soviética y Japón suscribieron una declaración por la que reanudaron relaciones diplomáticas y establecieron las normas que las partes debían cumplir para la firma del tratado de paz, en las que se incluía una provisión sobre la devolución de dos de las islas, aunque esto no se ha cumplido desde entonces.

rml (efe, Twitter) dw.com