Régimen postula a tres “fichas” para dirigir el SICA por cuatro años.

Régimen postula a tres “fichas” para dirigir el SICA por cuatro años.

Nicaragua asumirá la Secretaría General del organismo y su primera opción fue ofrecer continuidad a Vinicio Cerezo, pero los demás países no aceptaron

El régimen de Daniel Ortega asumirá próximamente la Secretaria General del Sistema de Integración Centroamericana (SICA), y propuso que el actual secretario general, el guatemalteco Vinicio Cerezo, continuase al frente. Sin embargo, Belice se opuso y el Gobierno nicaragüense se tuvo que resignar y envió una terna para desempeñar el cargo.

Nicaragua tomará la Secretaría General, para el período 2021-2025, basados en un acuerdo de los presidentes centroamericanos en 2017, en una reunión en San José, Costa Rica. La declaración establece que cada país se turnará la Secretaría General, guiados por el principio de rotación geográfica.

En 2017, los ochos países miembros del SICA —Belice, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá y República Dominicana—nombraron a Cerezo, expresidente guatemalteco (1986-1991), como secretario general del SICA, para el período entre 2017 y el 2021.

Según el medio digital Expediente Público, en 2017 la Secretaría General le correspondía por rotación a Honduras, pero este declinó porque le interesaba más la Subsecretaría del Sistema de Integración Económica Centroamericana (SIECA), por lo que hubo un intercambio, apoyado por Nicaragua.

“Siguiendo el rol de la Presidencia pro tempore, correspondiendo la candidatura de Nicaragua a partir de 2021. Lo anterior mediante la presentación de una tema, con entrevistas a los candidatos propuestos”, ordena la declaración de San José.

Propuesta a Cerezo

El secretario general del SICA envió, el pasado 19 de abril, una carta a los ocho presidentes para informales que Nicaragua le había propuesto continuar en el cargo por cuatro años más.

 

“Quiero agradecer profundamente al Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional de Nicaragua la postulación que hace de este servidor, en la oportunidad que corresponde a Nicaragua, para seguir al frente de la Secretaría General del SICA en el período de 2021 – 2025”, comentó Cerezo en la misiva.

“Como centroamericano y fiel creyente de la integración regional, valoro en su justa dimensión el honor que se me concede. Me siento honrado de servir a Centroamérica y agradezco la consideración y la puesta en valor del trabajo realizado hasta el momento. Es un privilegio que Nicaragua considere a este servidor”, añadió el expresidente guatemalteco.

Cerezo termina su período este 30 de junio. En sus cuatro años como secretario general no ha criticado la actuación del régimen orteguista contra los opositores. En los meses más duros de la represión sandinista contra la rebelión cívica de 2018, el expresidente guatemalteco se limitó a subrayar que la crisis era “interna” y que su rol estaba “orientado al diálogo y soluciones políticas por el bien de Nicaragua”.

 

El diario La Nación de Costa Rica publicó que la Cancillería de Belice envió este jueves 22 de junio una comunicación diplomática a San José, donde recuerda que el Protocolo de Tegucigalpa —documento fundacional del SICA— “no contempla la extensión del mandato” del secretario general.

“(Belice) agrega que el espíritu de aquel acuerdo (de 2017) fue que el secretario general debe ser de la nacionalidad del Estado miembro a quien le corresponde proponer candidatos”, según la publicación.

Terna nicaragüense

El mismo jueves 22 de junio, el canciller nicaragüense Denis Moncada Colindres envió una carta a su homólogo costarricense, Rodolfo Solano, en la que le presentó una terna de candidatos para el cargo de secretario general del SICA.

La terna es encabezada por el exguerrillero sandinista Orlando José Tardencilla, quien desde 2012 ocupa un escaño en el Parlamento Centroamericano (Parlacen).

Tardencilla ha sido además tres veces diputado del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) en la Asamblea Nacional: de 1985 a 1990, y dos períodos continuos entre 1997 y 2007.

La arquitecta Luz Marina López Escobar es la segunda en el orden. La misiva de Moncada Colindres la detalla como “originaria del pueblo Indígena Miskito, y cofundadora de la Red de Jóvenes Indígenas de Latinoamérica y el Caribe”.

López Escobar es la coordinadora técnica de la Secretaría de Infraestructura del Gobierno Regional Autónomo de la Costa Caribe Norte de Nicaragua, para el período 2014-2021.

La tercera y última es María Amelia Coronel Kinloch, quien desde 2017 funge como titular del Ministerio de Gobernación (Migob). Entre 2007 y 2016 trabajó como “ministra consejera con funciones consulares de la embajada de Nicaragua en Panamá”, según la carta del canciller nicaragüense.

Coronel Kinloch es sobrina de Manuel Coronel Kautz, que ha desempeñado diversos cargos en la Administración orteguista. Fue vicecanciller y, desde 2012 fue nombrado por la Asamblea Nacional como presidente de la Autoridad del Gran Canal Interoceánico. En la actualidad, también funge como director de la sancionada Petróleos de Nicaragua (Petronic).

Reunión en San José

Moncada Colindres solicitó a Costa Rica “presentar la terna de candidatos de Nicaragua, a la consideración de la LV Reunión Ordinaria de Jefes de Estado y de Gobierno de los países miembros del Sistema de la Integración Centroamericana, para la correspondiente elección del nuevo secretario general”.

Este encuentro se llevó a cabo esta semana en la capital costarricense, donde se acordó “convocar a una reunión del Consejo de Ministros de Relaciones Exteriores del SICA o sus delegados, para que conduzcan las entrevistas sobre la terna al cargo de secretario general del SICA”, y “elevar sus consideraciones a los Jefes de Estado y de Gobierno del SICA, a más tardar el 28 de julio de 2021”.

En la declaración final del encuentro no se abordó, en ninguno de sus más de 30 puntos, la oleada de represión en Nicaragua, donde en las últimas semanas se han encarcelado a 21 opositores, entre precandidatos presidenciales, empresarios, activistas, exguerrilleros sandinistas, periodistas y trabajadores de la Fundación Violeta Barrios de Chamorro (FVBCh), investigada por la Fiscalía por el presunto delito de lavado de dinero. ( @jucabow confidencial.com.ni)